• contacto@uabcs.info
  • 613 135 1826
News Photo

Víbora de Cascabel

En la Isla Catalana o Catalina, existe una especie de víbora de cascabel sin cascabel (Crotalus catalinensis), ésta es endémica de la isla. Esta especie es relativamente delgada y retrasada en el crecimiento, creciendo hasta un máximo de 73,1 cm de longitud.

El rasgo más distintivo de esta especie de serpiente de cascabel es que no tiene sonido en absoluto. La base de la cola, conocida como el cascabel, ha degenerado hasta el punto que el ruido acaba inmediatamente de golpe en vez de formar un nuevo segmento, al igual que en otras especies de serpientes de cascabel. Se cree que esto es una adaptación localizada para cazar pájaros.

Hay dos variaciones de color diferente. La variante predominante tiene una base de color crema claro, con manchas marrones en la espalda, y las bandas en blanco y negro alrededor de la cola. La otra variante tiene una mucho más ligera, de color gris, con manchas gris oscuro. La banda alrededor de la cola está todavía presente.

CACERÍA DE VÍBORAS DE CASCABEL

La cacería de animales silvestres ha sido una práctica común alrededor del mundo, siendo que la colecta de víboras de cascabel no es un evento nuevo. En los Estados Unidos desde los años 1680, se empleaban cazadores para matar a las víboras de cascabel y participaban en cacerías ya sea organizadas o no de estos reptiles. Hoy en día esta práctica continúa, y las mayores cacerías tienen lugar en Sweetwater, Texas, pero las cacerías también ocurren en otros seis estados. A pesar de que los científicos (tanto sociales como biológicos), iniciaron el estudio de las cacerías en Sweetwater en 1989, existen datos históricos. De acuerdo a un artículo del Journal Conservation Biology (Cons. Biol. Vol. 6, No. 1, marzo 1992), entre 1959 y 1969, 39,727 víboras murieron en estos eventos, 49,756 entre 1970-1979 y 104,935 entre 1980-1989.

En 1989, las víboras se vendieron entre $8.50 y $12.00 dólares americanos por libra (0.454Kg.). El peso promedio utilizado en tales estimaciones es de 0.996 víboras por libra. No es el hecho de que tan enorme cantidad de víboras está siendo colectada lo que preocupa, sino que esta colecta no está regulada y que un número de individuos tan grande están siendo removidos de área geográficas confinadas. Víboras de cascabel de un año de edad, que nunca se han reproducido, probablemente están siendo colectadas en grandes números, lo que significa que no hay reemplazo de ellas mismas en las poblaciones. Las implicaciones genéticas de ésto pueden ser muy severas. Tanto la carne como la piel de las víboras se venden, y las pieles son parte de una importante industria de pieles Los estudios científicos han iniciado una evaluación del impacto de estas cacerías de víboras, pero aún no se han implementado ningún tipo de regulaciones. La opinión pública es, y continuará siendo, un obstáculo en la protección de una especie que la gente encuentra repulsiva y pavorosa.

Compartir esta Noticia

¿ Desea más información sobre nuestra oferta académica ?